A las flores de manzanilla se les atribuyen muchas propiedades medicinales, sin embargo no todas son reconocidas científicamente. Los siguientes usos medicinales están comprobados:

  • Usos internos: para el tratamiento de problemas digestivos como dispepsia, inflamación y flatulencia. La infusión de flores de manzanilla es útil para tratar cuadros de intranquilidad e insomnio debido a desórdenes nerviosos.
  • Usos externos: para la inflamación e irritación de la piel y mucosa (grietas en la piel, moretones, picaduras de insectos, quemaduras por frío), incluyendo irritación e infección de la boca y encías, y también para hemorroides.
  • Inhalación: para la irritación de tracto respiratorio debido a resfríos.

Es importante mencionar que la manzanilla está contraindicada para las personas con sensibilidad o alergia a plantas de la familia Asteracea como los crisantemos.

Fuente: World Health Organization. (2010). WHO monographs on medicinal plants commonly used in the Newly Independent States. Francia.

Nuestros Servicios

Para recibir el
Boletín Informativo


Nombre:

Email: